Técnicas de Integración Cerebral: TIC

 

 

Ir a Barras de acceso

 

 

¿Qué es la Técnica de Integración Cerebral® (T.I.C.)?

Es un sistema sanación especialmente indicado para tratar traumas, duelos, estados de shock o el origen emocional de un dolor físico,  por medio de la aceptación emocional del bloqueo emocional de forma positiva, en nuestro cerebro y en nosotros mismos, sanando el estado emocional, mental, físico y espiritual.

Es un sistema de sanación aceptado científicamente y usado frecuentemente por la psicología actual. Es una terapia que destaca especialmente por su gran rapidez y eficacia para sanar estados muy traumáticos.

Es una terapia natural, alternativa y complementaria.

¿Desde cuando se lleva usando?

Se lleva usando aproximadamente desde el año 2000 en el Reino Unido y Estados Unidos.

¿En qué consiste una Técnica de Integración Cerebral?

En una sesión de TIC te podrás sentar sobre una silla, en un ambiente relajado, donde se te aplicará la Técnica de Integración Cerebral con una sencilla meditación y a base de  diversas técnicas como el Tappin, “un ojo por vez”, “gafas hemisféricas” y otras técnicas naturales, para poder descubrir y sanar el origen del trauma, de forma que tomes conciencia del estado emocional en positivo, mejorando tu estado emocional, físico, mental y espiritual.

¿Qué puede hacer por mi? ¿quién debería hacerlo?

Está especialmente indicado para cualquier problema emocional grave como traumas, duelos, esta

dos de shock, ansiedad, agobios, depresión, enfados, estrés, disgustos, miedos, …etc.

También está especialmente indicado para conocer y sanar el origen emocional de un dolor físico.

Mejora la sanación de cualquier enfermedad o dolencia física.

Mejora la  calidad de vida y el optimismo de la persona, aumentando  considerablemente el bienestar personal, tanto emocionalmente como físicamente.

Prepara y previene futuros obstáculos emocionales ya sean de tipo social, personal, etc.

¿Por quién estamos avalados?

Estamos titulados y avalados por el Centro de Terapias de Avanzada®.

¿Qué peligros tiene?

No tiene ningún tipo de peligro ni riesgo, es una medicina natural que se está aplicando por terapeutas y psicólogos especialmente en Estados Unidos y el Reino Unido.

¿En qué se fundamenta esta terapia?

Esta terapia tiene su base en la Desensibilización y Reprocesamiento por los Movimientos Oculares, más conocido en psicología como EMDR, en la cual se consigue asemejar los movimientos que hacen los ojos durante el sueño en su etapa REM. Cuando una persona duerme hay una fase del sueño llamada REM. En  esta fase nuestro cerebro procesa la información desagradable de forma adecuada.

A través de esta terapia se consigue ubicar las zonas en que hay estrés cuando hay algún bloqueo emocional. Estas zonas están situadas entre nuestros dos hemisferios cerebrales.

Con esta técnica se consigue que exista una mejor comunicación entre los dos hemisferios cerebrales, liberando la emoción. Se consigue que la información sea adecuada entre ambos hemisferios pudiendo comprender y asimilar de forma positiva cualquier trauma del pasado, cambiando la percepción de esta memoria, recuperándose emocionalmente y tomando conciencia de que el trauma se debe a un estado concreto del pasado y no debe afectar de forma negativa al estado emocional de la persona.

¿Qué opina la Organización Mundial de la Salud sobre todo esto?

La Organización Mundial de la Salud quiere integrar las medicinas tradicionales y complementarias en los Sistemas de Salud de cada país. La OMS quiere difundir estas de medicinas, hasta el punto que desea desarrollar instalaciones de salud adecuadas a estas medicinas tradicionales y complementarias.

La Organización Mundial de la Salud en su documento  sobre la “Estrategia de la Organización Mundial de la Salud sobre medicina tradicional 2014-2023”, indica su intención de integrar Medicinas Tradicionales y Complementarias en los sistemas nacionales de salud de cada país:

“Medidas estratégicas para la Organización Mundial de la Salud:

  1. Desarrollar o actualizar documentos e instrumentos técnicos de la OMS sobre integración de la Medicinas Tradicionales y Complementarias en los sistemas nacionales de salud. Esto incluye el acceso a servicios de Medicinas Tradicionales y Complementarias seguros y cualificados, la terminología de la Medicinas Tradicionales y Complementarias y la inclusión de la Medicinas Tradicionales y Complementarias en la Clasificación Internacional de Enfermedades. Apoyar a los Estados Miembros en la identificación de modelos y enfoques orientados a integrar la Medicinas Tradicionales y Complementarias en los sistemas de salud.
  2. Organizar talleres de formación y capacitación para las instancias normativas y los profesionales de Medicinas Tradicionales y Complementarias .
  3. Recopilar y difundir información sobre la integración de la MTC en los sistemas nacionales de salud.
  4. Reunir a asociaciones de profesionales de Medicinas Tradicionales y Complementarias y grupos de profesionales de medicina convencional para promover la utilización segura y eficaz de la Medicinas Tradicionales y Complementarias.”

Estrategia de la Organización Mundial de la Salud sobre medicina tradicional 2014-2023 Página 55.

Un poco de Historia.

Esta terapia procede de la técnica EMDR,  (Desensibilización y Reprocesamiento por los Movimientos Oculares), desarrollada por Francine Shapiro en 1987, muy usada actualmente en psicología, en la cual se consigue asemejar los movimientos que hacen los ojos durante el sueño en su etapa REM. Cuando una persona duerme hay una fase del sueño llamada REM, en la que se procesa la información desagradable de forma adecuada en nuestro cerebro.

Richard Utt (1978) del Instituto de Fisología Aplicada en Tucson, Arizona, investigó técnicas de Fisología Aplicada usando respuestas musculares por medio de la acupresión en el cerebro. Estos antecedentes posibilitaron que en 1998 Susan McCrossin empezara a estudiar las Técnicas de Integración Cerebral, para personas que tenían diversos problemas mentales y emocionales como la falta de memoria.

  1. Goldberg en el año 2000 demostró que la mayoría de la información se procesa primeramente en el hemisferio derecho, pero después pasa al hemisferio izquierdo. Más tarde surgieron la “Técnica de los Anteojos Hemisféricos” por Frederick Schifffer en 1998 y la “Técnica de 1 ojo por vez” por Audrey Cook y Richard Bradshaw en el año 2000.