Masaje Anticelulítico

 

 

 

¿Qué es el masaje anticelulítico?

Es un masaje que tiene como finalidad conseguir movilizar las grasas del organismo para eliminar el tejido adiposo a la vez queilumina y regenera  la piel.

¿Qué puede hacer por mí?

Sus efectos son inmediatos desde la primera sesión. Es un masaje tonificante y reafirmante, que unido a la utilización de ventosas logra movilizar las grasas del organismo: moldea y reafirma glúteos y músculos, disminuye el tejido adiposo, tonifica e ilumina la piel, favorece la eliminación de toxinas.

Mantiene la piel limpia y sana, reduce arrugas, limpia toxinas aportando luminosidad y tersura al cutis. Elimina células muertas regenerando la piel, Nutre e hidrata, oxigena los tejidos al activar la circulación sanguínea, consigue tener la piel libre de toxinas, células muertas, comedones y puntos negros, da luminosidad y tersura al cutis, reduce arrugas y líneas de expresión…etc.

¿En qué consiste una sesión de masaje anticelulítico?

En una sesión de masaje facial Ayurvédico te podrás tumbar sobre una camilla y, en un ambiente  relajado, recibirás el masaje anticelulítico, para sanar tu estado emocional, físico, mental, y manteniendo una piel sana, limpia y libre de impurezas.

¿Qué peligros tiene?

No tiene ningún tipo de peligro, ni riesgo, de todas formas en pacientes con fiebre o enfermedades infecciosas o contagiosas, o si tienen la menstruación o si padecen trombosis hay que tener un cuidado especial

¿De dónde procede esta terapia?

El masaje es la manera más antigua que tiene el ser humano para proporcionar unrecurso natural contra el dolor, puede considerarse que es una técnica tan antigua como el hombre.

En Egipto, los sacerdotes daban los masajes por medio según se muestra en los jeroglíficos y los papiros.

En Grecia utilizaban los masajes junto al deporte como hoy en día, para recuperar a los atletas existiendo masajes junto a los gimnasios, Homero describe la importancia de los masajes de la Antigua Grecia.

En China los emperadores tenían sus propios masajistas y solían unirse a otras terapias como la acupuntura o las hierbas medicinales.

En Roma se daban masajes como hoy en día se dan en los balnearios de forma relajantes y terapéuticos.

 

Ir a Inicio